Secuelas

Procesos

,

Área de Lenguajes Computarizados. 5º año

Los procesos pedagógicos propuestos por el Instituto Escuela Nacional de Bellas Artes hacen especial hincapié en la experiencia directa del estudiante, en la educación activa como proceso central a lo largo de toda su formación. Es este espíritu el que nos motiva en el Área de lenguajes Computarizados (ALC) y en este sentido presentamos una muestra  de procesos que como objetivo primario proponga a los estudiantes el desafío de exponerse y exponer sus derivas, reflexiones y producciones en torno al territorio abordado por el ALC como una forma de cierre de instancias pedagógicas y temáticas que habilite abrir nuevas consideraciones y reflexiones desde el arte y el lenguaje electrónico digital.

En lo que se ha dado en llamar arte digital o new media art, convergen múltiples expresiones creativas: instalaciones multimedia, arte interactivo, net.art, realidad virtual y aumentada, mediaperformances, inteligencia artificial y telepresencia, entre otras. Su evolución está directamente vinculada a los desarrollos tecnológicos y es heredera de las experimentaciones que los artistas han llevado a cabo con los medios de comunicación desde su aparición. (PLAN DE ESTUDIOS Licenciatura en Arte Digital y Electrónico, 2012)

A su vez, esta muestra, al igual que las anteriores, nos permite tanto desde la Licenciatura en Arte Digital y Electrónico así como desde el Área de Lenguajes Computarizados presentar los trabajos, procesos y contenidos como una forma de exponer y visibilizar, dentro del colectivo institucional y el público en general, el terreno de estudio propuesto en cada uno de sus años.

 

Bibliografía de referencia: I.ENBA / UDELAR. (2012). PLAN DE ESTUDIOS Licenciatura en Arte Digital y Electrónico. Recuperado el 29 de Septiembre 2020, desde http://www.enba.edu.uy/.

Escarcha en el tiempo / Daiana Daguerre

El presente proyecto, es un espacio encapsulado en el tiempo donde, la realidad se distorsiona y se desarrolla en un campo asociado con el imaginario.
El entorno virtual, desarrollado en un mundo conformado por píxeles, con infinita magnitud, pero delimitado por la convicción del deseo de crear una imagen congelada en el tiempo, tiene la particularidad de ser una “escena recortada del mundo”. Busqué que sea un lugar contemplativo, que la interacción sea inexistente o más bien limitada a recorrer el espacio y vivenciar el “mundo” encapsulado en una cueva. Mediante el mismo, se busca recrear un espacio atrapante, una realidad alterna en donde lo ilógico toma vida. Un mundo orgánico, desarrollado con el concepto de la bioluminicencia y la calma como base de su estética, con una búsqueda de traer lo fantástico de lo orgánico y la naturaleza de la mano de lo imaginario.
El nombre de la obra deviene de su concepto de algo para contemplar por un breve periodo de tiempo. Algo bello y frágil, que parece algo fantástico, que se “congela”, pero que a su vez puede desaparecer con facilidad.

Bio

Mi nombre es Daiana Daguerre, soy estudiante de bellas artes y pertenezco a la licenciatura de Arte
digital y electrónico, cursando actualmente el 5to año de la misma.
En cuanto a mis producciones, tengo afinidad por el contenido visual y digital, basándome particularmente en soportes referentes al modelado 3D y lo cinemático.
A través de esto, he llevado una línea artística referente a los sueños, lo imaginario y lo natural, con una fuerte implicancia en lo que concierne a luz, forma y sonido.
Me gusta generar y experimentar en la poética de mis obras, cargándolas de contenido y significado, poniéndole siempre un componente emocional y sensible, buscando evocar sentimientos en el espectador.
En cuanto a mis aspiraciones, tengo un interés particular en poder integrar lo artístico en el campo pedagógico y educativo, a través de las nuevas formas de alfabetización digital y la diversidad de soportes y medios artísticos que podemos encontrar en la actualidad.
Es una constante búsqueda que intenta culturizar, accesibilizar y extrapolar conocimientos entre diversas áreas del arte y más allá de él. Soy una integrante más de la Generación Dorada.

Ultramar /Mariana Rosado Vaz

En un mar oscuro se emprende un viaje entre la bruma. Una melodía es nuestra compañera mientras vemos la espuma de las olas que rompen sobre rocas y la luz de un faro que se distingue a lo lejos. Una noche estrellada de verano donde el tiempo se diluye y somos libres para recorrer y descubrir nuevas experiencias.

Me atrae la idea de pensar que las personas al visitar el entorno se dejan llevar y vivan este momento como una deriva de exploración. Quise que este sea un lugar libre de peligros. Invitando al encuentro con las emociones que el entorno les genera y reconociendo cómo se relacionan con ellas. El proceso de realización del entorno fue una etapa muy importante para mi, ya que por medio de él me sentí libre y sin limitaciones. Un mundo virtual que es un híbrido entre la representación de un lugar que visite y las emociones que sentí allí.

Toda la realización fue un desafío grande. Un periodo de poco tiempo donde aprendí a manejar nuevas herramientas llenas de posibilidades en el que busque transmitir una emoción a través de ellas.

 

Bio

Estudiante de 5to. de la Licenciatura en Arte Digital y Electrónico. Con un gran interés en las artes visuales investigó en diferentes formatos, pasando por el desarrollo de entornos virtuales, el video art, la fotografía, el collage y la utilización de elementos electrónicos. Todos mis proyectos tiene una parte plástica fundamental en alguna de las instancias para su realización.

Los temas de interés que manejo en mis obras suelen estar relacionados con la integración de la tecnología en la vida cotidiana, reflexiones sobre la naturaleza y la importancia en la reivindicación de los derechos humanos.

Integrante de la Generación Dorada.

Siempre inquieta y en busca de nuevos conocimientos para mi desarrollo personal y que esto se vea reflejado en mi arte.

Cueva Macabra / Mariana Sugo

El proyecto consiste en un recorrido en donde el espectador interactúa con el abrumador entorno que lo rodea, partes de cuerpos combinados con una estética de cueva rocosa se entrelazan para construir una experiencia teñida de rojo.

Es un proceso que surgió del concepto inmersión, cuando pensé en esta palabra y lo que conlleva concluí que cuando un cuerpo está metido en un tipo de narrativa visual puede viajar y experimentar las sensaciones que transmite el entorno en donde está.

A mi parecer cuando las sensaciones que experimentamos virtualmente nos hacen sentir vulnerables, indefensos e incómodos, son las que más se acercan a manifestarse en la corporalidad. Por eso mi proceso de creación tomó ese camino donde mi objetivo era hacer que el espectador tomara una postura frágil en el entorno, que se sintiera vulnerable con el contacto de esta nueva realidad donde lo virtual y lo real tratan de converger.

 

Bio

Nacida el 17 de marzo de 1997 en Cerro largo y trasladada a canelones a muy pronta edad. Fue una niña muy imaginativa y siempre le fomentaron la faceta artística hasta el día de hoy.

Siguiendo su vocación cursó bachillerato Artístico en el Pinar, después de graduarse intento suerte cursando el Profesorado de comunicación visual y plastica pero luego del año abandono para ingresar en la Escuela Nacional de Bellas Artes donde actualmente cursa 5to año en el área de Arte Digital y Electrónico, donde planea graduarse mientras disfruta del camino.

Conexo / Natalia Pardo

Generar relaciones espaciales y experimentar con ellas, un punto de interés que busca inquirir este entorno.

Indagar qué influencias mantiene un espacio sobre otro, cómo estas se potencian o amainan al estar en continua coyuntura. Qué relación tiene el control que poseemos al recorrerlas con el vínculo que nos genera/generamos.

Dos entornos que coexisten a la vez en el mismo espacio: una abstracción, una reminiscencia a la naturaleza. Un nexo importuno, un pasaje inesperado. Una mirada despierta, una conciencia onírica. Un recorrido corto y una poética interminable.

Proyecto que parte de una idea como reto técnico y que sus soluciones lo definieron casi tanto como su intención.

 

Bio

Soy lo que la vida ha ido criando, aunque algunos prefieren llamarme Natalia. Nací en Uruguay, Montevideo. Desde que tengo recuerdos estuve vinculada con el arte. Tuve que romper varias barreras morales y tradiciones familiares para terminar hoy cursando 5to año de la Licenciatura de Arte digital y Electrónico. Y debido a mi auto exigencia, tal vez un poco impulsada por una danza que me acompaña hace ya más de 19 años: El Ballet, soy alumna del taller Bruzzone. Soy fanática de crear y resolver problemas, experimentar con los criterios culturales y ponerlo en duda todo. Por suerte me he cruzado con gente similar en este camino y terminamos formando La Generación Dorada. Incurrimos en todo y a su vez no damos por terminado nada.

NN / Pía Goncalvez

 

Este es un proyecto que busca generar una experiencia inmersiva desde un lugar distinto al del videojuego. El espectador va a vincularse activamente con el trabajo, recorriéndolo y produciendo así cambios en la experiencia. Se propone una experiencia en primera persona en la que el participante puede elegir dónde poner la mirada y cuánto tiempo.

Recorriendo un camino en el bosque se llega a un punto de quiebre en el que parece que no es posible seguir adelante, pero al acercarse al obstáculo el espectador/personaje se adapta para poder continuar su recorrido. La marcha se puede reanudar con una nueva óptica

Me interesaba explorar la idea de que el espectador/personaje pueda ir cambiando de punto de vista, adaptando sus características a los espacios que propone el entorno. Para eso generé dos estados distintos del personaje, uno en el que es persona y otro en el que es hormiga.

 

Bio

Soy Pía, tengo 23 y estoy cursando 5to año de la Licenciatura en Arte Digital y Electrónico, una carrera que encontré de casualidad y descubrí que me encanta. Me gustan los desafíos y que las cosas se me compliquen y en esta licenciatura tengo mucho de eso. Mis intereses pasan por el audiovisual, el diseño y la programación, todas áreas por las que he pasado
de distinta manera y que me gustaría de a poquito ir combinando en mis trabajos. Este entorno es un primer intento.

Disorder / Yoela Martínez

La inspiración para la realización de este recorrido surge de las sensaciones que me generan las canciones de la banda Joy Division, esa sensación de un grito desgarrador que no produce sonido alguno, extremo y desesperado.

Al momento de diseñar el espacio se hizo especial hincapié para lograr una atmósfera opresiva, agobiante, centrada básicamente en la monotonía visual y en la ausencia de un objetivo liberador. Se crea el recorrido con la intención de reflejar la inestabilidad mental en la que podemos vernos sumergidos al experimentar determinadas vivencias, la sensación continua de que no existe escape, de rutina agobiante, de aburrimiento, incomodidad, de una extraña desazón y la necesidad de alejarse de aquello que nos atomiza e interrumpe nuestros pensamientos.

La intencionalidad principal es incomodar/perturbar a quien realiza el recorrido, tal vez quien transita en el espacio no logre encontrar la salida y eso esta bien, tal vez sienta que no tiene sentido seguir intentándolo, quizás se aburra o simplemente desista por considerar imposible el poder orientarse, todas y cada una de estas opciones no son más que una especie de suicidio virtual, un simulacro de como nos enfrentamos a nuestra realidad.

 

Proceso

– Se realizaron bocetos en papel de los diseños que se pretendía incluir.
 – Se trabajo con el programa de diseño 3D Blender para modelar los elementos presentes en la escena.

– Los sonidos fueron realizados con un Korg Monotribe, un sintetizador Roland xps 10 y editados con el programa Audacity.
 – Se exportaron los modelos generados en Blender al motor de video juegos Unity, se hizo lo mismo con los archivos de audio y con las texturas que se quería incorporar.

 – Se trabajo en el diseño y armado del espacio virtual.

 

Bio

Yoela Martínez, hija de una dictadura nacida en el año 1981. Desde muy pequeña me interesó el mundo de las imágenes. Mi primera cámara fotográfica fue una Kodak Star 110, con la cual retrataba el mundo que me rodeaba.

Mi primer curso de fotografía fue en el año 2006, con el fotógrafo free lance César Arteaga; con el cual aprendí la técnica y el maravilloso mundo del laboratorio analógico. En el año 2010 ingresé a la Escuela Nacional de Bellas Artes, el Taller de los Fenómenos de la Percepción y Lenguajes fue un desafío que debí afrontar día a día, siempre con el objetivo de cursar la Licenciatura en Fotografía de la cual egrese en el 2018. En el año 2019, decidí volver a la Escuela a cursar la Licenciatura de Arte Digital y Electrónico,n soy integrante de la Generación Dorada.

Exposiciones

Deja un comentario

Login
Registrarse
Enviar mensaje